Bandera RPDC

Bandera RPDC
BANDERA DE LA RPDC

sábado, 8 de marzo de 2014

Portavoz de fuerzas estrategicas de EPC emite advertencia al intruso yanqui

   Pyongyang, 5 de marzo (ACNC) -- Desde el 21 de febrero hasta el 4 de marzo, las unidades de fuerzas estratégicas del Ejército Popular de Corea realizaron con éxito los ejercicios de lanzamiento de cohetes por unidad de armas de fuego según el plan de entrenamiento rutinario.
    Los cohetes lanzados navegaron con más seguridad sin desviación alguna hacia el nordeste fijado desde el punto de lanzamiento y alcanzaron las zonas marítimas destinadas demostrando la mejor precisión nunca vista antes.
    En particular, el presente entrenamiento de las unidades de armas de fuego de las fuerzas estratégicas del EPC tuvo lugar a base del cálculo científico sobre todo el proceso de lanzamiento y después de tomadas las medidas de seguridad en la órbita de navegación y la zona marítima destinada.
    Concluyó sin complicaciones sin afectar ni en lo mínimo la paz y seguridad de la región ni el orden de navegación internacional ni el medioambiente.
    En su declaración fechada 5, el portavoz de las fuerzas estratégicas del EPC señaló que Estados Unidos y sus satélites, colmados del sentimiento hostil a la República Popular Democrática de Corea, se portan mal criticando ese entrenamiento desde el momento de lanzamiento de cohetes, y expuso la siguiente posición de principios:
    1. EE.UU. y sus satélites no deben hablar mal de los legítimos ejercicios de lanzamiento de cohetes de la RPDC usando expresiones como "provocación" y "amenaza".
    En cuanto a los actos provocadores, éstos son los gangsteriles ejercicios militares conjuntos Key Resolve y Foal Eagle, que se libran contra la RPDC bajo el protagonismo de EE.UU., y los disparates groseros de Kerry, tales como "país más cerrado y del mal" y "lugar perverso".
    Calificar injustamente de "provocación" los justicieros ejercicios de autodefensa realizados en territorio propio es el juicio cínico al estilo de EE.UU. Y justificar como "entrenamiento defensivo y anual" sus acciones agresivas y bélicas cometidas en la tierra ajena con siniestros objetivos es la pauta descarada de EE.UU.
    Este imperio y sus seguidores deben tener presente que cuando pase el límite el grado de sus imprudentes provocaciones anti-RPDC, el lanzamiento de nuestros cohetes defensivos se hará en un instante el de represalia más fuerte de cohetes atacantes.
    2. EE.UU. y sus satélites no deben recurrir nunca más a los actos absurdos que agravan la tensión pretextando el lanzamiento de cohetes de la RPDC.
    Hasta la fecha, EE.UU. aprovechó todos los chances para agravar intencionalmente la situación de la Península Coreana bajo pretextos absurdos.
    En los últimos tiempos, llevó la situación al borde de guerra mediante la fabricación de la resolución de "sanción" de la ONU describiendo el lanzamiento de satélite artificial de la RPDC como disparo de misil.
    Bajo el pretexto de lanzamiento de cohetes de la RPDC, EE.UU. y sus satélites intentan ahora agravar otra vez la tensión insistiendo en la "sanción al estilo de la aplicada contra Irán" y "bloqueo más fuerte".
    Incide mucho en ello el disgusto de EE.UU. por las señales de diálogo Norte-Sur de Corea y contacto RPDC-Japón que se dan gracias a las medidas protagónicas de la RPDC.
    EE.UU. debe tener presente que no se puede aceptar ni tolerar más su acto gangsteril de empeorar la situación e intensificar los ejercicios bélicos pretextando el rutinario entrenamiento de lanzamiento de cohetes de la RPDC.
    3. EE.UU. y las fuerzas satélites no deben pronunciar palabras absurdas con que cuestionan obstinadamente hasta el problema nuclear de la RPDC con motivo del presente entrenamiento.
    Ahora EE.UU. difunde los rumores, tales como no "reconoce" el lanzamiento de cohetes de la RPDC ni "la posesión de armas nucleares por parte del Norte (de Corea)", "cuando se anteponga la renuncia nuclear del Norte, se mejorarán las relaciones Sur-Norte", "cuando el Norte actúe primero, habrá el diálogo, las relaciones Norte-EE.UU.", etc.
    Esos son más disparates que palabras dichas por ignorancia.
    Nuestras fuerzas armadas nucleares no son nunca el medio que hemos adquirido deseando el "reconocimiento" de EE.UU. y las fuerzas satélites.
    Ellas son medios omnipotentes de autodefensa para defender a toda la nación desde la creciente amenaza nuclear y chantaje de EE.UU. y preservar la paz y la seguridad de la región.
    Sería muy equivocado el que piense que nuestro disuasivo nuclear existirá con el reconocimiento ajeno y será cancelado en el caso contrario.
    EE.UU. debe juzgar serenamente la realidad y abandonar el vicio de cuestionar a otros .

No hay comentarios:

Publicar un comentario